Opinión. PLAZA TUCUMÁN, LA PLAZA DEL MIEDO.

Opinión. PLAZA TUCUMÁN, LA PLAZA DEL MIEDO.

 

Recuerdo que este espacio público era muy mentado en el pueblo por su inseguridad. Hace varias décadas, esta plaza era conocida por el mito popular “anda suelto el chancho blanco con cadena” lo que hacía que casi nadie acudiera a ella. Ahora, no está el chancho blanco, ahora, están las motos, esos monstruos motorizados, que circulan por los senderos y sobre los canteros a toda velocidad, mostrándonos sus intimidatorias habilidades acrobáticas, con el consiguiente riesgo para los ocasionales transeúntes, sobre todo para con las personas mayores y los niños.

Días pasados, con sobresalto y temor fui testigo de la irrupción de más de 15 motos de gran cilindrada, adueñándose de nuestro desatendido y olvidado pulmón urbano.

Lamentablemente, el citado espacio público carece de cuidador o placero. Pero, a esta palmaria irregularidad, le siguen otras que desmerecen el lugar, entre las que podríamos enumerar las siguientes: más de 10 luminarias que no funcionan, -lo que resta luz y dificulta la circulación de los vecinos en horario nocturno- además, las alfajías de madera que delimitan los canteros, han sido destrozadas; los bancos se hallan sucios, despintados y arruinados; con mirada minuciosa puede uno comprobar la presencia de cables envueltos precariamente con cinta aisladora, quedando estos al alcance de los niños en el monumento al creador de la bandera nacional, Manuel Belgrano; las veredas internas de esta plaza, están rotas y en parte, a distinto nivel, haciendo que las personas mayores puedan tropezar y lastimarse; otro detalle para tener en cuenta, es que carece de riego, quedando todo el césped a merced de la sequía, lo que desluce aún más el sitio; todo lo comentado, hace notar la falta de seguridad en el lugar aludido.

Es sabido que innumerable cantidad de vecinos se han expresado en varias oportunidades por los distintos medios de estas y otras anormalidades.

Ante esto, cabe hacernos estas preguntas: ¿el Secretario de Seguridad del municipio, conoce lo que pasa en pulmón de nuestro barrio? ¿La persona responsable de Espacios Verdes, conoce el abandono de la Plaza Tucumán? ¿Es correcto realizar la poda de árboles durante la primavera? ¿El Sr. Intendente tiene conocimiento de cuanto describe esta nota?

Como vecino del lugar desde hace casi 50 años, me siento maltratado por quienes, teniendo la responsabilidad de brindar un mejor servicio y calidad de vida a los habitantes de Lobos, echan en saco roto sus obligaciones. ¿Alguien, alguna vez, se hará cargo de revertir por fin el abandono de nuestra querida plaza Tucumán?

Abono por una pronta solución a todos los problemas que manifiesto en esta nota.

Eugenio A. Ritenuti

DNI: 4.708.667

Leave a Reply

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.