Escribe Walter Gómez sobre Antonio Carboni.

Escribe Walter Gómez sobre Antonio Carboni.

Antonio Carboni, 22 de febrero- 2021.

 

Estimados.

Me presento. Soy de Bs As., mi nombre es Walter Alejandro Gómez y me conocen en Antonio Carboni desde el año 2014 como “Motoneta”, sobrenombre que me pusieron con afecto pueblerino apenas me instalé en el lugar.

En ese año decidí dejar Bs.As. y radicarme en Carboni y hasta el 2015, cuando cambiaron las autoridades municipales, veía con agrado que el predio del ferrocarril estaba iluminado, se mantenía el estado de las calles, se cortaba el césped de los frentes, se recogía la basura en tiempo y forma, se podaban árboles y se retiraba en pocos días dicha poda, pasaba el camión regador y en plena inundación se asistía a los vecinos en el camino a Lobos. Y de tener que informarme o reclamar algo, había un delegado municipal que se dedicaba a escuchar, sugerir y solucionar.

Así, fácilmente llegué a considerar que aquello era lo normal por estos pagos y contaba en mi círculo de amistades que vivía en el mejor pueblo que cualquiera pudiera vivir.

Hoy en día, desde el 2015, este pueblo se convirtió estéticamente en un lugar feo, desprolijo, oscuro e intransitable y lo peor de todo es que no hay donde reclamar; aquí no hay nadie del municipio como hubo en la anterior etapa y si lo hay, juega a las escondidas conmigo.

Recuerdo que, en Febrero del 2020, estuve preguntando a los vecinos durante tres semanas por la iluminaria de la cuadra donde vivo. Nadie pudo darme una respuesta; sólo me quedaba la posibilidad de ir al municipio en persona, cosa que no hice, porque no disponía de esa energía, ni del tiempo que es necesario para ir al Municipio (porque todavía soy trabajador activo y en horario de atención municipal me encuentro desarrollando mis tareas laborales).

Hoy en día, en pleno 2021, se corta el pasto del predio del ferrocarril sólo si hay nafta; pasa el camión regador, a veces, cuando funciona; las luminarias de ferrocarril no funcionan desde hace largo tiempo; las calles son un desastre donde transitar es casi una utopía; no se recoge la poda de árboles y así puedo seguir dando ejemplos. Luego y para resumirlo, digo que vivir en Carboni hoy, es muy parecido a vivir en una favela brasilera o bien en un asentamiento de emergencia de algún lugar de este país; y digo también que aquí no hay municipio y, si lo hay, es sólo para cobrar los impuestos que, dicho sea de paso, tengo pagos y sin deudas (igual que la mayoría de mis vecinos del pueblo).

Finalmente, les solicito respetuosamente que publiquen mi escrito a manera de reclamo público, personal y colectivo, de lo que sucede en Antonio Carboni- partido de Lobos-, con la única intención de que el pueblo vuelva a ser el cuidado, bello y mejorado lugar que en 2014 elegí para vivir el resto de mi vida.

 

 

Walter Alejandro “Motoneta” Gómez

DNI 16444501

…un vecino de Antonio Carboni…

Leave a Reply

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.